Aplicaciones que solucionan problemas cotidianos entre parejas
Aplicaciones que solucionan problemas cotidianos entre parejas
Febrero 15, 2017
¿Existe realmente la adicción al sexo? Algunas celebridades aseguran que sí
¿Existe realmente la adicción al sexo? Algunas celebridades aseguran que sí
Febrero 15, 2017

La hipersexualidad que explica el trastorno ninfómana

La hipersexualidad que explica el trastorno ninfómana

La hipersexualidad que explica el trastorno ninfómana

En el pasado, aquellas mujeres con impulsos sexuales extremos fueron tachadas como ninfómanas. Hoy en día, el trastorno tiene un nombre: hipersexualidad.

La ninfómana puede ser plagada de pensamientos sexuales no deseados. Es una condición sexual rara y poco entendida que ve a la enferma inundada de impulsos sexuales. Eso podría suceder en medio de una presentación en el trabajo o en los momentos más profundos del sueño. Como resultado, el impulso sexual insaciable puede hacer que la mujer se masturbe durante horas, mire pornografía, se conviertan en dependientes de los hombres y hable de su obsesión sexual.

Debra Soh, una investigadora sexual, neurocientífica en la Universidad de York en Toronto, Canadá, que ha investigado el fenómeno, explica que muchas mujeres pierden sus puestos de trabajo después de que estas actividades se filtran en su vida laboral.

Peter Saddington, un terapeuta sexual en Midlands y presidente del Colegio de Terapia Sexual y Relacional, recuerda el tratamiento de una paciente cuya hipersexualidad le hizo masturbarse sin saberlo en su sueño. Sólo descubrió lo que estaba haciendo cuando su marido la alertó. Ella no logró superarlo. Ella era muy sexual y su cuerpo estaba enviando señales de que no estaba pensando conscientemente”.

El alto deseo sexual de un paciente también puede afectar sus relaciones, ya que las parejas tienen que luchar para lidiar con esos impulsos. “Es algo que no se puede cambiar”, dice Saddington. “Se maneja a partir de la aceptación y la mayoría de las veces esto no es aceptado por la pareja”.

“La hipersexualidad es algo que generalmente requiere tratamiento médico y no puede ser tratada desde casa”, añadió. “Es como si te rompes la pierna, no tratas de lidiar con eso tú mismo. Busca ayuda. Visitas a un profesional. Esto ayudará a normalizar la enfermedad y darse cuenta de que no eres la única con este problema”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *